[Es tiempo de pocas bromas], de Almudena Guzmán


Un niño llegado a Lesbos rompe la imagen preconcebida sobre quienes vienen de Oriente Próximo en busca de refugio. © Carlos Escaño

Un niño llegado a Lesbos rompe la imagen preconcebida sobre quienes vienen de Oriente Próximo en busca de refugio. © Carlos Escaño


 
 
Es tiempo de pocas bromas,
tiempo de subirse el cuello del abrigo,
como los agentes de la Guerra Fría,
y desaparecer.
Pero las catacumbas ya no son seguras.
Han borrado el pez
y la paloma.
Han pintado la cruz gamada
sobre el ciervo rupestre.
 

Almudena Guzmán
De Zonas comunes, 2011

 
 
 
 
Carlos Escaño (Sevilla, 1973) es profesor de Educación Artística Visual en la Universidad de Sevilla y director de los documentales Contramarea (2016), sobre la dramática situación migratoria en aguas del Egeo, y The RickshOw (2015), centrado en la vida de los tiradores de rickshaw en Calcuta. Destaca el «efecto Lesbos», una sinergia positiva y solidaria transmitida por los compañeros de la ONG Proem-Aid (grupo de profesionales del rescate), que fue «el chispazo» que le llevó, junto a María Iglesias y Jaime Rodríguez, a rodar a Lesbos, «para visualizar esa trágica situación que están viviendo miles de personas que huyen del horror de la guerra e intentan refugiarse en una Europa que debe abrir sus puertas a la solidaridad».
 
 
 
 

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *