Desnudarnos como cantando


Gonzalo Rojas habla del poeta como «todos los hombres», también el homo religius:  «yo soy un hombre religioso en cuanto creo que todo puede llegar a ser Uno. Ese Uno, ese Único, es mi Dios».

La influencia del sufismo, el existencialismo y la mística, fundamentalmente bajo la figura de San Juan de la Cruz, impregnan la poesía de Gonzalo Rojas.

 

 

MORTAL

Del aire soy, del aire, como todo mortal,

del gran vuelo terrible y estoy aquí de paso a las estrellas,

pero vuelvo a decirte que los hombres estamos ya tan cerca los unos

de los otros,

que sería un error, si el estallido mismo es un error,

que sería un error el que no nos amáramos.