Introducción


 

Estaba sorprendida de que no tuviera acento inglés. Por alguna razón pensé que la Velvet Underground eran británicos, y sólo tenía una vaga idea de lo que hacían.

     Lou y yo tocábamos juntos, nos hicimos amigos y, después, almas gemelas: viajamos, escuchamos y criticábamos el trabajo del otro, estudiamos cosas juntos (cazar mariposas, meditación, kayak…). Nos inventamos bromas ridículas; dejamos de fumar veinte veces; luchamos; aprendimos a aguantar la respiración bajo el agua; fuimos a África; cantamos ópera en los ascensores […]. Nos encantaban nuestra vida en el West Village y nuestros amigos; en todo, lo hicimos lo mejor posible. […] Estoy segura de que vendrá a mí en mis sueños y parecerá que está vivo de nuevo.

Estas líneas fueron escritas por Laurie Anderson, compañera sentimental y esposa de Lou Reed desde el año 2008, para la revista Rolling Stone, donde recordaba su historia de amor con este músico excepcional al que el Festival de Poesía de Madrid ha querido rendir homenaje este año. En torno a la figura del legendario Lou Reed, una de las figuras centrales de la cultura pop, Manuel Vilas y Christina Rosenvinge nos ofrecieron un entramado de versos y canciones en honor al autor de Perfect Day.